PASIVOS

Es todo lo que la empresa debe. Los pasivos de una empresa se pueden clasificar en orden de exigibilidad en las siguientes categorías.
[[#pasivoscorrientes|Pasivos corrientes]]
  1. Pasivos corrientes
    Son aquellos pasivos que la empresa debe pagar en un período menor a un año.
    1. Sobregiros:
      Es el valor de los sobregiros vigentes en la fecha de realización del balance.
    2. Obligaciones Bancarias
      Es el valor de las obligaciones contraídas (créditos) con los bancos y demás entidades financieras.
    3. Cuentas por pagar a proveedores
      Es el valor de las deudas contraídas por compras hechas a crédito a proveedores.
    4. Anticipos
      Es el valor del dinero que un cliente anticipa por un trabajo aún no entregado.
    5. Cuentas por pagar
      Es el valor de otras cuentas por pagar distintas a las de Proveedores, tales como los préstamos de personas particulares. En el caso de los préstamos personales o créditos de entidades financieras, debe tomarse en cuenta el capital y los intereses que se deben.
    6. Prestaciones y cesantías consolidadas
      Representa el valor de las cesantías y otras prestaciones que la empresa le debe a sus trabajadores. La empresa debe constituir un fondo, con el objeto de cubrir estas obligaciones en el momento
    7. Impuestos por pagar
      Es el saldo de los impuestos que se adeudan en la fecha de realización del balance.
  2. Pasivo a largo plazo
    Son aquellos activos que la microempresa debe pagar en un período mayor a un año, tales como obligaciones bancarias, etc.
  3. Otros pasivos
    Son aquellos pasivos que no se pueden clasificar en las categorías de pasivos corrientes y pasivos a largo plazo, tales como el arrendamiento recibido por anticipado.